Toma la palabra

Por Nacho Sánchez / Málaga Acoge

Hervé Bertevas llegó a Málaga a comienzos del 2002. “Justo cuando el euro”, recuerda. Vino inicialmente con un proyecto personal para construir una casa con su pareja en Comares, un pueblo de la axarquía malagueña. Ahora, lleva diez años trabajando como médico en Málaga y desarrollando un papel de gran importancia en Médicos del Mundo, organización que dejó hace dos años para dedicar más tiempo a sus cosas. Conocemos más a este francés con acento andaluz y padres marroquíes en esta entrevista de la campaña ‘Todas las piezas son importantes”.

 

¿Por qué eligió Málaga para vivir?

Pues porque tengo una historia personal con Málaga. Venía de vacaciones desde pequeño con mis padres, en los años 70, cada año. Teníamos casa aquí y luego siempre he seguido en contacto con la pequeña comunidad extranjera que se relacionaba con mis padres, que son de Marruecos. Muchos amigos se quedaron a vivir, he vuelto de vez en cuando de vacaciones y al final surgió la idea de venir a vivir aquí, porque me gustaba la ciudad y sobre todo el campo. Era una experiencia que había que tener. Allí la experiencia fue buena, después viví otros dos o tres años con un inglés en su finca, en el campo, en la zona de Los Montes de Málaga. Pero trabajaba en la capital y estaba un poco harto de ir y venir en coche, así que me he ido acercando: primero en Rincón de la Victoria y ahora llevo cinco años viviendo en el centro de Málaga. Leer más